Productos imprescindibles

Nuestras cangrejeras para este verano son de Pisamonas

Tengo la suerte de haber nacido cerquita del mar. No quiero menospreciar otros lugares más alejados de la costa. Pero, personalmente, no concibo vivir en ninguna ciudad que no tenga mar. No es que acuda a diario, pero como ya he explicado, creo que el mar nos da una energía especial, nos marca el ritmo, nos recarga las pilas. Por supuesto, el verano es la temporada alta de nuestras escapadas a la playa. Y más en vacaciones. Con Lucía, tenemos una especie de pacto no escrito en el que ella me deja trabajar un ratito y se entretiene sola, y yo, a cambio, luego le dedico un tiempo en exclusiva. A veces, tenemos que buscarnos este tipo de artimañas, sobretodo si trabajamos en casa y estamos solas con los niños.

Muchos de estos ratitos madre e hija son escapadas a la playa. Buscamos alguna calita cercana, donde podamos llegar en pocos minutos con el coche, nos pegamos un par de baños y volvemos a casa.

A menudo son playas urbanas, en las que se junta entre semana gente muy dispar, en su mayoría jubilados. Y a mi me llaman muchísimo la atención esas señoras con bañador, sentadas en sus sillas plegables. O esos abuelos tan morenos, con los brazos en jarra, que parece que están controlando que todo está en orden entre los bañistas.

Y entre esta gente, Lucía y yo nos hacemos un hueco con todo nuestro equipo. No llevamos demasiadas cosas, sólo lo imprescindible para estar un ratito (cosa que agradezco muchísimo, después de haber pasado la época imposible de bebé-carro-trastos-sola). Nuestras toallas, cubo y pala, crema solar, agua y nuestras cangrejeras.

Parece una tontería, pero para mi las cangrejeras son para la playa. Es un tipo de calzado que me recuerda mi propia infancia. Y me encanta que Lucía también las use (supongo que es esa nostalgia rara de ver nuestra propia infancia reflejada en la infancia de nuestros hijos).

Las mías son de la marca Igor (son muy monas y llevan purpurina). Y las de Lucía son de Hello Kitty (si no puedes con tu enemigo únete a él). Y ambas son de Pisamonas, una tienda online de calzado para niños y mamás. Ofrece zapatos sencillos, clásicos y de estilo retro a buen precio. Además, ¡están de rebajas!

Las mías me gustan porque son una versión de las de toda la vida (tampoco me veo con unas muy infantiles). Son muy de mi estilo, muy finas, cómodas y blanditas. Al ser completamente de plástico, las puedo mojar, llenar de arena…

Las de Lucía son de plástico también y llevan a Hello Kitty (¿qué tendrá esa gata?).

Enfin, espero que os hayan gustado nuestras escapaditas a la playa, nuestras cangrejeras retro, y este pedacito de nuestra vida. Es una forma de romper la rutina de este verano trabajando en la ciudad. Y parece que son unas no-vacaciones un poco más cerca de las vacaciones.

You Might Also Like

  • Reply
    Noemí
    15 julio, 2015 at 10:48

    Me encantan las tuyas! Aunque B supongo que tamién estaría feliz con las de Lucía jajajajaj Qué guay esos ratitos con la peque! Un besín!

  • Reply
    Elsa
    15 julio, 2015 at 11:25

    Muy chulas!! Ahora mismo entro en la web de Pisamonas!! ,)

  • Leave a Reply

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies